Emprendimiento

¿Qué significa tener una mente de tiburon en los negocios?

¿Cómo sé si tengo mente de tiburon?

No, no es ser un devorador en los negocios sedientos de conquista sobre la competencia. 

Es ser intuitivo, ágil, inteligente y lo más importante, mantenerse avanzando.

La mente de tiburón proviene de la idea de una característica muy peculiar acerca de la supervivencia del tiburón blanco, si deja de avanzar se hunde y muere.

Al aplicar esta alegoría al mundo de los negocios, el concepto es el mismo, lo que nos permitirá alcanzar nuestros objetivos será la perseverancia de seguir avanzando a pesar de las dificultades que se presenten.

Pero mantener una mente de tiburón no solo es avanzar como testarudos, sino en tener planes y estrategias claras en base a las cuales poder adaptar alternativas ante las eventualidades.

Manuel Sotomayor fue un atleta creador de este sistema para maximizar la potencia mental. 

En su libro, Mentalidad de Tiburón las 13 leyes, expone técnicas que no solo ayudan a tomar en cuenta todos los parámetros para desarrollar un negocio con metas y objetivos claros, sino que además se centra en ayudar a prepararnos emocional y mentalmente para enfrentar todo el proceso de transformación. 

Para desarrollar una mente de tiburón también es importante conocer y entrenar nuestras habilidades.

Es sumamente necesario desarrollar una mente de tiburón en nuestro emprendimiento porque como ya hemos visto, no basta sólo con perseverar, ser inteligente o tener una buena idea, sino que también es imprescindible afinar nuestras capacidades y fortalecer nuestra mentalidad. 

Scroll hacia arriba